noticia-abogadosdepanama-martinelli-carcel

Martinelli pasará una semana en una prisión de Miami

A Ricardo Martinelli, un magnate de los supermercados, empresario exitoso y político que rompió los esquemas nacionales e impuso su estilo informal al conducir la nave del Estado panameño, le toca ahora enfrentar la justicia. Acostumbrado a hacer su voluntad, hoy escribe un capítulo dramático en las páginas de la historia republicana panameña. Y lo hace como ningún otro exmandatario panameño. Desde una prisión fuera de las fronteras nacionales.

Este martes, se le vio llegar a la Corte de Miami cabizbajo, encadenado de pies y manos y con grilletes, lo que lo obligaba a una movilización lenta y torpe, la cual superaba con el apoyo de los policías federales que lo custodiaban.

Martinelli está en el Centro de Detención Federal de Miami. Deberá esperar la definición de su futuro en el mismo edificio donde purgó una de sus condenas el ex hombre fuerte de Panamá, Manuel Antonio Noriega.

Acostumbrado a estar rodeado de quienes le hacían la vida más fácil, hoy ocupa una celda en solitario con visitas restringidas, solo puede recibir a sus abogados. Por siete largos días estará solo con su conciencia, a la espera del dictamen del juez federal que dirá si acepta la propuesta de sus abogados de otorgarle libertad bajo fianza.

Los defensores presentaron ante el juez ‘un paquete’ de opciones para que se le otorgara la fianza, la cual llegaba hasta $1 millón, dinero que estarían dispuestos a pagar para evitar la prisión mientras se toma una decisión judicial.

Los abogados alegan que el trámite que se desarrolla en Panamá no ha cumplido con el debido proceso y que el tratado pactado entre Panamá y Estados Unidos, de más de cien años, no incluye el delito de violación de la privacidad como una de las causas para otorgar la extradición.

Los argumentos de los abogados no fueron suficientes y tras una breve audiencia, el juez requirió de al menos una semana más para determinar si hay causas para otorgar la fianza, por lo que decidió que el expresidente panameño permanezca en prisión hasta la nueva fecha de audiencia.

‘CARLITOS WAY’

Curiosamente, como si hubiera usado parte de su fortuna para contratar un guionista que escribiera su historia, le toca a Martinelli enfrentar a un juez latino, Edwin Torres, de origen puertorriqueño, quien también es un exitoso escritor y guionista quien cuenta entre sus obras ‘Carlitos Way’ (Al Estilo de Carlitos) y ‘After Hour’ (Después de la Hora), dos novelas que narran las andanzas de Carlito Brigante, un narcotraficante puertorriqueño que terminó en la prisión de Sing Sing (Nueva York).

Al juez Torres, quien según sus biógrafos se caracteriza por la rudeza de sus fallos, le bastaron quince minutos de audiencia y optó por postergar su decisión sobre la solicitud de fianza de la defensa de Martinelli.

Torres ahora se tomará una semana para definirse y no será hasta una nueva audiencia, que se realizará el 20 de junio, el próximo martes, cuando recibirá a Martinelli y su equipo de defensa para decidir si le otorga una fianza y permite que recupere la libertad mientras se define sobre la solicitud de extradición que mantiene el Estado panameño.

QUEBRANTOS DE SALUD

Tal y como se ha hecho costumbre en los tribunales panameños, los abogados de Martinelli apelaron en Miami a la clemencia y sensibilidad del juez y apelaron, además de su edad, a su condición de expresidente de Panamá y su estado de salud, por lo que consideraron que debían darle la libertad.

Pero en esta ocasión, el juez Torres hizo gala de su rudeza y respondió de inmediato: ‘el centro penitenciario se encarga de las condiciones de salud de los detenidos y garantiza su cuidado’, se informó al concluir la audiencia.

Previamente, Marta Linares de Martinelli hacía uso de los 140 caracteres que le permite la red social Twitter para enviar dos mensajes sobre el estado de salud del exmandatario: ‘Tiene 3 stents y fue sometido a una operación hace tres semanas. Desde entonces su presión está descontrolada. Me preocupa su salud!’, escribió la ex primera dama

APOYO A LA DISTANCIA

Ninguno de los familiares cercanos a Martinelli asistió a la audiencia realizada en la Corte Federal de Miami.

Desde Panamá, su esposa envío diversos mensajes en Twitter. Sus hijos (Luis Enrique y Ricardo Alberto), quienes están sindicados por el proceso de Odebrecht y otras causas, según informes judiciales están en Miami, pero tampoco estuvieron en la audiencia.

En tanto, copartidarios políticos, entre ellos sus más leales escuderos, Alma Cortés y Luis Eduardo Camacho, se mantenían en la sede del partido, donde además de diversos actos políticos apoyando a Martinelli y un cierre de vías, en el área de Plaza Carolina, se limitaron a respaldarlo en Twitter.

Lorenzo Palomares, un desconocido en el medio local, fue el único que asistió. Palomares, un hombre maduro, se identificó como abogado y amigo de Marta Linares, dijo que estaba en el lugar para seguir las incidencias de la audiencia.

CAUSAS DEL PROCESO

En el documento de justificación del caso de la Corte Federal de Miami al cual tuvo acceso La Estrella de Panamá , se establece que el Estado panameño ha hecho solicitud de la extradición del expresidente Martinelli en base a violaciones a la interceptación de las comunicaciones privadas de al menos 150 ciudadanos panameños, entre ellos líderes políticos de gobierno y oposición, empresarios, periodistas y voceros de organizaciones de la sociedad civil.

Se establece en el documento que estos actos son violatorios del artículo 29 de la Constitución Política de la República de Panamá.

Además, se señala que para interceptar las comunicaciones, se utilizó equipo adquirido con fondos públicos.

SOLICITUD DE EXTRADICIÓN, CUMPLE CON EL TRATADO DE EXTRADICIÓN, EMBAJADA EE.UU.

La Embajada de Estados Unidos en Panamá reiteró ayer a través de un comunicado de prensa que ‘seguirá absteniéndose de hacer comentarios sustanciales sobre los méritos del caso del señor Martinelli’.

No obstante, en el mismo comunicado de prensa de la misión diplomática, se afirmó que ‘la presentación de la solicitud de extradición por parte de la Fiscalía de los Estados Unidos en el Distrito Sur de la Florida en nombre del gobierno de Panamá se realizó en conformidad con el tratado bilateral de extradición entre los dos países’.

La embajada, además, detalló que ‘Martinelli está recibiendo un buen trato y tiene acceso a sus abogados’.

Martinelli fue detenido por los Alguaciles Federales arrestaron al expresidente de Panamá Ricardo Martinelli el 12 de junio de 2017 en Coral Gables, Florida, conforme a una solicitud de extradición presentada en octubre de 2016 por el Gobierno de Panamá.

Pasará las noches retenido en el Centro de Detención Federal de Miami. Martinelli compareció ayer, el 13 de junio ante el Juez Magistrado Edwin Torres, en el Juzgado del Distrito Sur de Florida.}

Carlos Anel Cordero