Magistrado Díaz considera que ‘hay prueba idónea’

El magistrado de la Corte Suprema de Justicia, Harry Díaz, consideró que hay suficiente ‘prueba idónea’ para investigar a la diputada presidente de la Asamblea Nacional, Yanibel Ábrego, por impedir la auditoría forense que ordenó la Contraloría General.

El criterio de Díaz difiere de los ocho magistrados restantes de la Corte Suprema de Justicia, que decidieron no admitir la denuncia que presentó el contralor Federico Humbert contra la diputada Ábrego, bajo la consideración de que no se contaba con la prueba idónea, un requisito fundamental para presentar un proceso contra diputado.

A juicio del magistrado Díaz, el simple hecho de que la diputada Ábrego no permitiera realizar la auditoría forense a la planilla 080 de la Asamblea representa, en sí mismo, una prueba idónea.

Díaz explicó que estos planteamientos fueron expuestos en su salvamento de voto al fallo. El resto de los magistrados analizó que no habían suficientes elementos de convicción como ‘suficiente prueba idónea para catalogarlo como un delito’, resaltó.

Para el magistrado Díaz se trata de un rechazo de forma, que no impide que la Contraloría pueda volver a presentar el recurso con las correcciones o con cualquier documento que quieran aportar.

El fallo de la Corte ha sido cuestionado por algunos juristas, que consideran notorio el hecho de que la Asamblea impidió a la Contraloría realizar la auditoría.

El magistrado Díaz también se refirió al amparo de garantías constitucionales que presentó la diputada Ábrego contra la medida de la Contraloría, mediante la cual se ordenó una auditoría forense a la planilla 080.

Dijo que tiene conocimiento, por las informaciones que se han dado, que el magistrado Cecilio Cedalise es el ponente del amparo, pero que hasta la fecha no ha efectuado ningún proyecto de fallo.

El magistrado Díaz fue enfático en señalar que la Corte Suprema de Justicia jamás ha tenido que dar ningún tipo de autorización a la Contraloría para realizar un audito.

El pasado 16 de mayo, la diputada Ábrego impidió a los funcionarios de la Contraloría iniciar el proceso de auditoría forense a la planilla 080. La Contraloría realizaba, desde marzo, una auditoría concomitante.

Ese mismo día, la Asamblea Nacional interpuso un amparo de garantías contra la decisión de la Contraloría de realizar una auditoría forense.

El 18 de mayo el contralor Federico Humbert, por su parte, presentó ante la Corte una denuncia contra la diputada Ábrego, por el supuesto delito de abuso de autoridad.

El pasado lunes, el contralor reveló una serie de irregularidades en uso de la planilla en cuestión por parte de algunos diputados.

 

José Arcia